DECÁLOGO de PROTECCIÓN DE DATOS para el personal sanitario y administrativo

Captura de pantalla 2019-04-15 a las 17.46.03

La Agencia Española de Protección de Datos (AEPD) publicó una infografía sobre el DECÁLOGO de PROTECCIÓN DE DATOS para el personal sanitario y administrativo, que es muy recomendable tener en cuenta:

  1. Trata los datos de los pacientes como querrías que tratasen los tuyos.
  2. ¿Estás seguro de que tienes que acceder a esa historia clínica? Piénsalo. Solo debes acceder si es necesario para los fines de tu trabajo.
  3. Recuerda: tus accesos a la documentación clínica quedan registrados en el sistema.  Se sabe en qué momento, y a qué información has accedido.  Los accesos son auditados posteriormente.
  4. Evita informar a terceros sobre la salud de tus pacientes, salvo que estos lo hayan consentido o tengas una justificación lícita.
  5. Cuando salgas del despacho, asegúrate de cerrar la sesión abierta en tu ordenador. No facilites a nadie tu clave y contraseña; si necesitas un acceso urgente, contacta con el departamento de informática.
  6. No envíes información con datos de salud por correo electrónico por cualquier red pública o inalámbrica de comunicación electrónica; si fuera imprescindible, no olvides cifrar los datos.
  7. No tires documentos con datos personales a la papelera; destrúyelos tú mismo o sigue el procedimiento implantado en tu centro.
  8. Cuando termines de pasar consulta, cierra con llave los armarios o archivadores que contengan documentación clínica.
  9. No dejes las historias clínicas a la vista sin supervisión.
  10. No crees por tu propia cuenta ficheros con datos personales de pacientes; consulta siempre antes con el departamento de informática.

 

Miguel Quintana Sancho

Medicina del Trabajo en Diario Médico: Oportunidades para el MIR

 

residentes

Recomendamos la lectura del artículo publicado en el Diario Médico el pasado 11/02/18, por el Dr. D. Guillermo Soriano, especialista en Medicina del Trabajo, en el que hizo un balance de las necesidades de la especialidad de Medicina del Trabajo y de las salidas laborales con las que cuenta.

Ver artículo.

Miguel Quintana Sancho

Intoxicación por producto tóxico: hexafluorosilicato de magnesio

Revisando los videos de accidentes de trabajo, que se pueden consultar en la web del INSHT, hay uno del que ya se habló en este blog, sobre las intoxicaciones por productos tóxicos cuando se transvasan a envases utilizados para bebidas. Dicho video se titula “Intoxicación por producto tóxico” que puedes verlo en el enlace de arriba indicado.

captura-de-pantalla-2016-11-04-a-las-22-48-29

 

Así en nuestra entrada titulada “gran toxicitat dels polidors o abrillantadors (vitrificat)” de fecha 28/03/2010, hay un enlace que ya no contiene la presentación que se indicaba, por lo que ahora recurrimos a la Revista Asociación Española de Toxicología, de 2007,  en la que hay una comunicación que reproducimos.  Todo ello, por la importancia de tenerlo en cuenta para la evaluación de riesgos, y así evitar este tipo de intoxicaciones mortales, que si publicamos en este blog es porque también pueden ocurrir en hospitales y centros sanitarios, cuando se realizan tareas de vitrificado y eso ocurre con mucha frecuencia.

 

INTOXICACIONES MORTALES POR INGESTA DE PULIDOR DE SUPERFICIES CALCAREAS

Climent B, Garido-Lestache E, Giner J, Presentación C, García D, Durá R, García Fabra C

Unidad de Toxicología clínica. S. Medicina Interna. CHGUV

Instituto Medicina Legal de Valencia. Servicio de Reanimación. CHGUV

“…Los productos utilizados como pulidores-abrillantadores de superficies calcáreas presentan una gran toxicidad. Provocan causticidad según la composición y quelación severa del calcio y magnesio.

Presentamos dos casos clínicos de intoxicación aguda mortal. El primer caso es un paciente de 67 años que ingiere accidentalmente un trago de pulidor. Presenta epigastralgia, náuseas y vómitos. Exploración en la normalidad. Analítica: K 3,89, Ca 9.6, Mg 1.3, ph 7.38, pO2 41, HCO3 13, lactato 4.07, anión GAP 28. Orina: no cristales de oxalato cálcico .ECG normal. Tratamiento sintomático, con calcio y magnesio iv. Posteriormente deterioro hemodinámico y del nivel de conciencia con hipocalcemia de 5.2. Asistolia con éxitus a las 7 horas de su ingreso.

El segundo caso es el de un paciente de 39 años que autoingiere un producto pulidor de superficies. Exploración en la normalidad. Tratamiento sintomático, calcio y magnesio iv. Posteriormente, disminución brusca del nivel de conciencia y dificultad respiratoria que obliga a IOT y ventilación mecánica registrándose Sat O2 76% y TA 90/54.

Analítica: 7.05, pCO2 48.4, p O2 65.4, HCO3 13.9, creat 1.57, 30.000 leucos y Calcio 2.7. Anión GAP 22. Rx tórax y orina normales. Tratamiento sintomático, bicarbonato sódico, calcio y magnesio. A las 5 horas del ingreso, asistolia y éxitus.

La gravedad de estas intoxicaciones hace necesario de una actuación inmediata, siendo importante conocer el producto y la composición. Una pequeña cantidad como 25 ml puede ser mortal, sobretodo en niños. Imprescindible inmediata monitorización ECG y electrolítica con reposición de calcio y magnesio en dosis altas….”

Fuente: Revista Asociación Española de Toxicología (2007) página 78.

Miguel Quintana Sancho

Esplenectomía por accidente laboral

De portalesmédicos.com recomendamos este caso clínico publicado en el 2006 por el Dr. D. Antonio Carbonell Tatay. 

“…Paciente de 27 años de edad, que acude a consulta por haber sufrido contusión en dorso, parte izquierda, durante el trabajo, el día anterior y que ahora refiere molestias locales en la zona de la contusión.

Antecedentes

No refiere antecedentes personales ni familiares de interés.

Exploración

A la exploración no se aprecia hematoma ni hinchazón en la zona referida, aunque acusa molestias locales a la palpación.

La exploración abdominal es totalmente anodina.

La TA de 140/75 mm de Hg.

Las rx de torax y abdomen no muestran patología.

Ante la exploración realizada y la banalidad de los síntomas, se recetan AINEs locales, sin dar calmantes para no enmascarar ningún cuadro clínico.

Se le explica al paciente que a pesar de estar físicamente bien, el lugar de la contusión puede acarrear otro tipo de consecuencias más tardías.  Que ante cualquier síntoma debe volver a consulta o acudir al hospital más cercano si la sintomatología fuese alarmante.

…. (ver caso clínico completo teniendo en cuenta que hay dos páginas y que en la segunda está la evolución y  la conclusión)

Miguel

Incapacidad laboral en esclerosis múltiple: a propósito de un caso

En la revista de Medicina y Seguridad del Trabajo v.56 n.221 de oct.-dic.2010, hay un artículo titulado, Incapacidad laboral en esclerosis múltiple: a propósito de un caso, cuyos autores son del Servicio de Prevención de Riesgos Laborales del Hospital Ramón y Cajal de Madrid.

“…Enfermera de 34 años de edad que acude a la Unidad Médica de Valoración de Incapacidades del INSS (Instituto Nacional de Seguridad Social) para valoración de Incapacidad Temporal (IT); diagnosticada de Esclerosis Múltiple (EM) hace 10 años, presentó 6 brotes, por lo que requirió tratamiento con Acetato de Glatirámero y se le adaptó el puesto de trabajo. Actualmente tiene un EDSS (Expanded Disability Status Scale) estimado de 1,0, y actualmente no está con tratamiento inmunomodulador.

Este caso clínico lo que busca es conocer de qué manera se valora la incapacidad laboral en los casos de trabajadores que padecen de EM, asimismo cómo se determina el grado de menoscabo en función del EDSS y qué aspectos laborales son tomados en consideración…”.

Miguel

Detección de un síndrome de Brugada en un reconocimiento médico laboral

En la revista de Medicina y Seguridad del Trabajo de julio-septiembre de 2011, se publicó este caso clínico.  A continuación el resumen del artículo y el enlace.

“…El Síndrome de Brugada es una cardiopatía genética y no estructural debida a una alteración primaria de los canales iónicos del miocardio y que se asocia a un riesgo de muerte súbita. Hay tres patrones electrocadiográficos diagnósticos o sugerentes de síndrome de Brugada, que pueden ser identificados en un reconocimiento médico rutinario y que, de confirmarse el diagnóstico, pueden llevar a la necesidad de implantar un desfibrilador automático que puede salvar la vida del paciente. Se presente un caso asintomático diagnosticado en un reconocimiento laboral y se revisa la conducta a seguir ante un síndrome de Brugada…”.

Med Segur Trab (Internet) 2011; 57 (224) 265-269

Miguel

 

Rinoconjuntivitis

 

Mujer de 42 años  con alergia al polen de gramíneas y oliva. No alergias medicamentosas. Fumadora de 10-15 cigarrillos/día, bebedora ocasional social de vino y cerveza. Conductora diaria de trayectos cortos (25-30 minutos) para ir y volver de su casa al Hospital donde trabaja como auxiliar de enfermería. Refiere presentar cuadros de congestión y picor nasal, rinorrea, estornudos en cascada, sintomatología ocular picor, enrojecimiento y lagrimeo.

¿Cuáles son los consejos de Seguridad Vial?

Te recomendamos la lectura de un nuevo e interesante  caso clínico de  Médicos por la Seguridad Vial de Fundación Mapfre, donde hemos cambiado el motivo de conducir para que se ajuste más al sentido de nuestro blog.  “…En la Seguridad Vial, todos contamos…”.

Miguel

Síndrome de Apnea-Hipoapnea del Sueño

A continuación un caso clínico sobre un conductor profesional de mercancias peligrosas (aunque por nuestro blog también podría ser un conductor de ambulancias), que padece Sindrome de Apnea Obstructiva del Sueño (SAOS), publicado en Médicos por la Seguridad Vial de la Fundación Mapfre, en la que se pueden consultar varios enlaces muy interesantes.

 “…Varón de 56 años, con antecedentes de hipertensión, dislipemia, obesidad, diabetes tipo 2, que lleva tratamiento habitual con antihipertensivos, antilipemiante y acido acetilsalicílico.

 Presenta sintomatología de SOMNOLENCIA EXCESIVA  AL VOLANTE con mínimos periodos de desconexión del entorno (conductor de materias peligrosas).

Consejo de Seguridad Vial: al comentar el paciente que algún día veía como se desviaba hacia la línea continua conduciendo por episodios de somnolencia, se le hace una entrevista dirigida al SAHS (síndrome de apnea hipopnea del sueño) con test de Epworth y se le cita con neumología que decide realizar una polisomnografía. Mientras dura el proceso de diagnóstico de confirmación, se le indica que probablemente tenga un SAHS y que debería de ABSTENERSE DE CONDUCIR, incluso se le plantea la baja médica. Se le comenta que su problema no es sólo por la somnolencia al volante, sino por los problemas agudos cardiovasculares que conlleva el SAHS (ictus, infartos de miocardio, arritmias…) y que además debería perder peso, y que ello se extiende a la conducción también de ocio, no sólo profesional. Hay reticencias obvias económicas iniciales, pero se le hace recapacitar entre el dilema: seguir ganando dinero para su familia y fallecer en carretera o ser responsable de muertes innecesarias versus quedar en incapacidad laboral temporal hasta la PSG (polisomnografía) y su probable CPAP (dispositivo que se aplica el paciente por la noche para abrir la vía aérea e impedir su colapso) como tratamiento para continuar luego con su trabajo más adelante ¿de qué sirve a su familia un trabajador fallecido o gravemente herido? Afortunadamente 12 meses después vuelve a trabajar con CPAP nocturna y agradecido por ello…”.

Miguel

Un albañil con costras

A continuación un caso clínico publicado recientemente en el Blog de Dermatología llamado dermapixel, del que sólo exponemos parte del caso y una foto para que luego busques el enlace indicado al final y puedas ver pruebas diagnósticas, tratamiento,….

  “…En esta ocasión teníamos delante de nosotros a un hombre de 39 años, que no refería ningún antecedente relevante, aparte de ser fumador y bebedor moderado (vamos, que bebía “lo normal”), trabajador de la construcción, que nos fue derivado a la consulta porque tenía costras en el dorso de las manos desde hacía casi un año, sin que recordara ningún traumatismo en particular, salvo los típicos roces que sufría por su trabajo.

No refería picor ni dolor, y sí le llamaba la atención que estas heridas tardaban muchísimo en curarse, y que además le dejaban una cicatriz persistente. Nos contaba que con esas lesiones le resultaba incómodo trabajar, y le preocupaba que estuviesen infectadas, aunque su médico le había recomendado que aplicara povidona yodada a diario. Cuando le preguntamos si tenía lesiones en otras localizaciones, nos mostró unas lesiones similares en los pabellones auriculares y en la cara posterior del cuello, aunque en esos sitios nos aseguraba que era imposible que se hubiese hecho ninguna herida…”

Se puede ver todo el caso,  junto con los comentarios en  dermapixel.

Miguel

Trastorno de personalidad en el trabajo

Nos ha parecido interesante poner este artículo, de la revista de Medicina y Seguridad del Trabajo, sobre trastornos de personalidad en el trabajo, en la que “…se analiza la interacción entre salud mental y trabajo, siendo el objetivo del artículo, el realizar una exposición de los diferentes trastornos de la personalidad revisando sus características, identificación y criterios diagnósticos, analizando su posible expresión en el lugar de trabajo y señalando alguna de las principales líneas de afrontamiento y manejo, tanto laboral como clínico…”

El artículo se titula:

El paciente que padece un trastorno de personalidad en el trabajo. Med. segur. trab. [online]. 2010, vol.56, n.220, pp. 226-247. ISSN 0465-546X.

Estos trastornos conllevan riesgo psicosocial.  Para animaros a la lectura del artículo, os ponemos parte de 3 casos clínicos que se comentan:

Caso clínico: Consulta por percepción de acoso laboral en un trabajador con trastorno de personalidad paranoide

Hombre de 60 años, soltero, origen latinoamericano (con más de 20 años de residencia en España), médico de familia. Consulta por conflictos interpersonales en el lugar de trabajo, y percepción de acoso laboral. Niega existencia de antecedentes psiquiátricos. Historia laboral extensa como médico y suplente en diferentes Comunidades Autónomas. En la actualidad, estudiando Derecho, según expresa “para defenderme a mi mismo de este complot”….

Caso clínico. Consulta por adicciones en el lugar de trabajo en un trabajador con trastorno límite de la personalidad

Auxiliar de enfermería de 30 años con adicción a benzodiacepinas que sustrae del lugar de trabajo y por lo que por la que ha solicitado voluntariamente un cambio de puesto a un servicio donde no tenga acceso a las mismas “las busco donde sea”. Consumo alcohol (7-8 cervezas/día). Con anterioridad ha pasado por diversos tratamientos psiquiátricos y psicológicos que siempre ha abandonado. Antecedentes de depresión en padre y madre.

Autoconcepto y descripción de sí misma: “Tengo sentimientos de vacío, necesidad de cambiar cosas para que cambien cosas… me gustaría ser más asertiva y enfrentarme a las situaciones… quiero volverme mala, me importan demasiado los demás, me siento sola… Soy un bicho raro”….

Caso clínico. El último en salir del Centro de Salud, un caso de trastorno obsesivo de personalidad

Médico Pediatra de 50 años. Plantea que en ocasiones supera las tres horas de retraso en consulta, desde su organización le hicieron cambios de horario, siendo el profesional con menor cupo pero se mantienen los problemas.  Acude a su trabajo antes de la hora para intentar planificarse y adelantar trabajo pero siempre es el último en salir, con conflictos por ello con compañeros por la hora de cierre del centro. Según sus propias palabras: “…me cabreo si voy a toda pastilla y si voy lento también. No soporto dejar algo a la mitad, gestiono mal el tiempo, voy contra-reloj y se me han gastado las pilas… Cada día llegar al trabajo es como ir a un examen del que siempre salgo con un -2, así todos los días de mi vida, ir a trabajar no es eso. Cada vez tengo más cosas que hacer además de ver al paciente (burocracia, papeleos…) y no tengo tiempo, no sé cómo lo hacen mis compañeros…” Me siento raro, extraño, plano, pesimista, con ira contenida, tengo mal manejo emocional, creo que no me pregunto por las emociones ni propias ni ajenas”. “Tengo nula tolerancia a la frustración, me escandalizo pensando que me gustaría tener otra vida…”“Desde niño siempre he sido así, yo era feliz con un microscopio, tenía amigos y jugaba con ellos… pero me daban un poco igual…”

Miguel

A %d blogueros les gusta esto: