Vuelta al trabajo tras baja laboral

 incapacidad_temporal

El 15/05/14 ya dedicamos una entrada a “Enfermedad crónica. Estrategia y procedimiento de gestión de la vuelta al trabajo –Año 2014”.

logo_INSHT

Faltaba indicar que el INSHT , además de lo publicado en dicha entrada, también publicó en el 2014, un cartel sobre la “Vuelta al trabajo: procedimiento” tras la incapacidad temporal, donde se propone un marco para la gestión de la reintegración del trabajador o trabajadora a su puesto de trabajo desde el momento de la comunicación de la baja laboral hasta su vuelta a la empresa.

En dicho marco para la gestión de la reintegración del trabajador, se propone consensuar con los principales agentes implicados sobre la vuelta del trabajador, con una serie de reglas del juego previamente pactadas y plasmadas en una declaración de principios o política de la empresa, para evitar que surjan problemas.

En el cartel se indica en la parte izquierda lo que ocurre actualmente, y a la derecha lo que se propone.

Aunque no se cita claramente quién realizaría ese seguimiento del trabajador, si que se habla de una vigilancia de la salud y valoración de la aptitud y de la necesidad de medidas preventivas, tras entregar el parte de alta laboral.

Probablemente debe existir otro documento más amplio que explique los detalles de la propuesta.

 

Por otra parte, yo añadiría unas consideraciones sobre las bajas laborales, que pueden complementar la propuesta de dicho cartel:

  • Las bajas laborales se producen cuando el trabajador está incapacitado para la realización de su trabajo.
  • Tras ingresos hospitalarios o por patologías graves, no cabe ninguna duda de la incapacidad laboral del trabajador.
  • Algunas veces, por determinadas patologías, los Médicos de Atención Primaria se tienen que fiar de los trabajadores, cuando les solicitan la baja laboral porque desconocen realmente las tareas habituales que estos realizan.
  • Los Médicos de las Mutuas, cuando realizan las revisiones de los trabajadores en incapacidad temporal, si que disponen de las tareas habituales para valorar la capacidad laboral del trabajador, y si consideran que ya se ha producido una mejoría suficiente que permite realizar su trabajo, emiten propuestas de alta médica que remiten a la Inspección Médica.
  • Entre tanto, los Médicos del Trabajo deberían valorar ya desde el principio de la baja laboral, si el trabajador cuando se incorpore va a precisar algún tipo de adaptación o cambio de puesto de trabajo dentro de la misma empresa.  En el caso de que sea posible dicha adaptación y/o cambio de puesto, este procedimiento agiliza mucho la reincorporación del trabajador.  NO sirve esperar  a que esté de alta, porque muchas veces ya se sabe desde el principio de la baja, que no es aconsejable continuar en el mismo puesto de trabajo, ya que probablemente se va a producir una reagudización de la patología ya existente.
  • No se trata de un control de absentismo por parte de la empresa, sino un interés por agilizar y procurar una reincorporación laboral que no sea traumática para el trabajador y no produzca una agravación de la patología por la que ha estado de baja laboral.
  • Nos consta que muchos Médicos del Trabajo sí que tienen por costumbre hacerlo así, pero como muy bien se ha indicado en el cartel del INSHT, debe haber una declaración de principios o política de la empresa y consensuarlo con todas las partes afectadas para evitar problemas.
  • Una mayor coordinación entre Médicos de Atención Primaria, Médicos de Mutuas, Inspección de Servicios Sanitarios Públicos, Médicos Inspectores del INSS junto con los Médicos del Trabajo, podría conseguir una mejor vuelta al trabajo, con mayores garantías para la salud y seguridad del trabajador y con mayores beneficios para las empresas.

Miguel Quintana Sancho

Anuncis
%d bloggers like this: