Diagnóstico de celiaquía en la edad adulta

celiaquia-8

Hoy 27 de mayo de 2014, es el día nacional del CELIACO y es una buena ocasión para recordar que:

  1. La enfermedad celíaca (EC) es una intolerancia permanente al gluten del trigo, cebada y centeno en individuos predispuestos genéticamente, caracterizada por una reacción inflamatoria, de base inmune, que altera la mucosa del intestino delgado dificultando la absorción de macro y micronutrientes.
  2. ¡Atención! Un porcentaje importante de pacientes (75%) están sin diagnosticar, circunstancia que viene determinada por la existencia de otras formas atípicas de manifestación oligo, pauci o asintomáticas.
  3. En ADULTOS, que es donde desde la Medicina del Trabajo se puede sospechar, la máxima incidencia se registra en mujeres entre 30 y 40 años de edad, aunque el 20% de los pacientes superan los 60 años en el momento del diagnóstico. Los síntomas más frecuentes son fatiga (82%), dolores abdominales (77%), meteorismo (73%) y anemias ferropénicas (63%). El estreñimiento está presente en el 10% de los casos, y frecuentemente son diagnosticados de síndrome de intestino irritable (30%). La dispepsia se presenta en el 1% de la población con biopsia positiva para la EC. La osteomalacia, osteopenia y osteoporosis son habituales (36%), incluso en ausencia de malabsorción, con el consiguiente incremento del riesgo de fracturas.
  4. Las enfermedades asociadas son dermatitis herpetiforme, diabetes mellitus tipo I, déficit selectivo de Ig A, Síndrome de Downn, enfermedades hepáticas, enfermedades tiroideas, Intolerancia a la lactosa.
  5. Se diagnostica mediante la antitransglutaminasa tisular IgA, siendo el diagnóstico definitivo la biopsia intestinal que se debe realizar siempre.
  6. La susceptibilidad genética se estudiará mediante la determinación de los heterodímeros HLA DQ2 ó DQ8.
  7. El único tratamiento eficaz es una dieta exenta de gluten durante toda la vida. Con ella se consigue la mejoría de los síntomas a partir de las dos semanas, la normalización serológica entre 6 y 12 meses y la recuperación de las vellosidades intestinales en torno a los 2 años.
  8. En la actualidad existe una amplia gama de productos especiales sin gluten: harinas de cereales para la elaboración doméstica, panes precocinados, pastas, pizzas, dulces, galletas, bizcochos, etc. Tienen el inconveniente de su elevado precio y la falta de ayudas económicas de la Administración para su adquisición en España.
  9. El Médico de Familia durante la fase diagnóstica, dada su mayor accesibilidad, facilitará apoyo informativo sobre el proceso diagnóstico que realiza el gastroenterólogo (biopsias, HLA, estudio de familiares, otras pruebas complementarias), a su vez fomentará el contacto con las Asociaciones de Celíacos y vigilará cómo afecta al paciente y su familia los cambios que la dieta sin gluten introduce en los hábitos alimentarios.
  10. La posibilidad de que algunos fármacos contengan como excipiente gluten, almidón de trigo, avena, cebada, centeno o triticale y sus derivados hace necesario recomendar a los pacientes la lectura de los etiquetados y prospectos, donde debe venir registrada dicha información (BOE, 2007). Los médicos pueden obtenerla de las correspondientes fichas técnicas.

Fuente: Fisterra.com

Miguel Quintana Sancho

Anuncis
%d bloggers like this: